Veinticuatro horas en el espejo de Birmania (29-31.01.12)

Como describimos en la última entrada sobre Birmania, la llegada al lago a través de canales rodeados de vegetación que desembocaban a la gran masa de agua fue espectacular y las primeras imágenes de estas aguas tranquilas quedarán grabadas en nuestra memoria para siempre.

Lago Inle, el espejo de Birmania

El lago Inle es el segundo lago más grande de Birmania y tiene una superficie de 116 Km2. El lago se halla en el centro del país, en la bonita y montañosa región donde tradicionalmente han vivido diferentes tribus, destacando entre ellas la tribu Shan. El lago no es sólo un punto geográfico, sino que debido a la fertilidad de sus aguas, sus orillas dan cobijo a una gran comunidad y da nombre a una región entera. El lago se encuentra a unos 900 metros de altitud lo que confiere a la zona un clima fresco y agradable la mayor parte del año. De hecho, la región era uno de los lugares de retiro preferido de los ingleses en la época colonial, cuando querían escapar del tórrido calor de Yangón. Como curiosidad, cabe mencionar que el lago es muy poco profundo, siendo su profundidad media de unos dos metros!

Amanecer en el lago Inle

Pescador afaenando al amanecer

La zona alrededor del lago alberga a unas 70,000 personas, repartidas en cuatro pueblos y numerosas aldeas, y el conjunto de poblaciones alrededor del lago se llama Nyaung Shwe. La mayor parte de la población local vive de la agricultura, ganadería o la pesca, aunque mucha gente se dedica a ser guías turísticos o trabajan en los talleres de souvenirs para turistas.

Durante un paseo en barco por los canales alrededor del lago Inle se pueden ver jardines flotantes típicos de esta zona. La construcción de estos jardines es muy elaborada. Primero es necesario colectar hierbas del fondo del lago, con las que se fabrica un lecho que sirve de base para el jardín. Luego, el lecho se apoya en estacas de bambú que sirven de soporte al jardín. La gran cantidad de nutrientes que hay en el lago hacen estos jardines tremendamente fértiles. Además, como los jardines suben y bajan dependiendo del nivel del agua, son resistentes a los cambios de nivel de las distintas estaciones del año.

Jardines flotantes

No obstante, lo verdaderamente distintivo del lago Inle son sus famosos pescadores, que se caracterizan por su peculiar forma de remar, de pie en un extremo del barco y con una pierna enganchada al remo. Debido a que en el lago abundan las cañas y las hierbas flotantes, la posición de pie les da una posición ventajosa para remar. La silueta de estos pescadores balanceándose sobre los barquitos mientras avanzan por las tranquilas aguas del lago es una imagen inolvidable, sobretodo a la luz del amanecer y del atardecer…

Pescadores en el lago Inle

Preparándose para una jornada de pesca en el lago Inle

Pescador al amanecer en el lago Inle

Pescadores después del atardecer en el lago Inle

A pesar de los trabajos tradicionales, el aumento del número de turistas hace que mucha gente haya abierto talleres de artesanía que se dedican a la elaboración de recuerdos a mano. Entre ellos, cabe mencionar la elaboración de bufandas y chales, la fabricación artesanal de puros o talleres de joyas con grabados. El tejido a mano con fibras de flor de loto es único de la zona del lago Inle y se utiliza para la elaboración de túnicas para imágenes de Buddha.

Fibras de la flor de loto

También se producen en esta zona los típicos bolsos “Shan”, que son tipo zurrones, y que casi todos los birmanos utilizan diariamente como bolsos de mano y bolsos para todo. Las mujeres los utilizan, además de las cestitas de colores, para comprar en el mercado. Los hombres los usan para guardar su kit de nuez de betel e incluso los niños tienen uno, donde meten sus juguetes o el poquito material escolar que tienen.

Vendedora del mercado con el bolso Shan

Las maquinas de tejer son complicadas estructuras de madera que se fabrican a mano. Nosotros visitamos una fábrica de telas en la aldea Inn Paw Khon y tuvimos ocasión de ver cómo se producen las famosas bufandas y pañuelos del lago Inle.

Señora tejiendo en el taller de la aldea en la aldea Inn Paw Khon

Detalle del pie de la señora al tejer

Confección artesanal de telas en la aldea Inn Paw Khon

Detalle de los hilos

La gente del lago vive en casas muy sencillas, normalmente construidas con bambú o con largos postes de madera que se sustentan directamente sobre el fondo del lago. A pesar de su sencillez, a nosotros estas casitas a orillas del lago nos parecieron preciosas…

Casas del lago Inle

Casas del lago Inle

La actividad turística más popular en la zona del lago Inle es un paseo en barco de medio día o un día completo. Los barcos son alargados barcos de madera con un pequeño motor, donde se sitúan sillitas de madera y cojines para los pasajeros, con un máximo de 6 pasajeros por barco. Los paseos por barco, a pesar de ser la actividad que mejor te permite visitar la zona, son a la vez una trampa para turistas, ya que, tanto si vas con guía como si no, los barcos van parando en diferentes talleres donde básicamente te enseñan como se elaboran los productos para posteriormente ofrecerte los distintos souvenirs que producen. Las visitas son interesantes, aunque muchas veces los talleres sólo funcionan por y para los turistas, lo que resta bastante encanto al asunto…

Fabricación artesanal de cigarros

Elaboración artesanal de joyas y souvenirs

Además de los talleres, en nuestro paseo de un día por el lago también visitamos la famosa Pagoda Hpaung Daw, que alberga las cinco imágenes doradas de Buddha. En Birmania, es tradición que los hombres donen finas hojas de pan de oro y las peguen en la superficie de las estatuas de Buddha. Esto ya lo vimos en la Mahamuni Paya de Mandalay, pero no hasta el nivel de los cinco Buddhas de Hpaung Daw. Aqui, los Buddhas estaban totalmente desfigurados por la desmesurada cantidad de hojas de pan de oro que se habían colocado, pareciendo simplemente piedras doradas deformadas. Según nos contaron, el pan de oro sobrante se retira y es vendido como objeto sagrado…

Los cinco Buddhas de la pagoda Hpaung Daw U

La Pagoda Hpaung Daw, al igual que los jardines del lago, también es flotante, y una vez al año, es escenario del festival más famoso del lago Inle. Durante el festival, que dura 18 días, cuatro de las cinco imágenes de Buddha son sacadas en procesión en una impresionante barcaza con forma de pájaro “hintha” (tipo ganso o cisne) que hace un recorrido por el lago. La procesión va parando en cada aldea y cada noche los Buddhas duermen en los monasterios de las distintas aldeas.

La Pagoda Hpaung Daw

Antes del atardecer, también tuvimos tiempo de visitar la colina de las mil pagodas en Inthein. El mercado rotatorio de los cinco días había tenido lugar en Inthein ese día, pero al llegar por la tarde, no encontramos muchos turistas. El paseo hasta lo alto de la colina es agradable a pesar de que los vendedores de souvenirs se sitúan a ambos lados de la escalinata cubierta que lleva a la cima. Al llegar, uno queda impresionado con las vistas de miles de pagodas, cada una de un estilo y una época, algunas derruidas, otras enteras, algunas con recubrimiento dorado, otras cubiertas de yeso y otras simplemente en ladrillo. Aunque el sitio tenía un aire caótico, a mí me pareció de lo más fotogénico y para cansancio de mis compañeros de viaje, me entretuve en sacar algunas fotos como las siguientes:

Colina de las mil pagodas, lago Inle

Colina de las mil pagodas

Y así fueron nuestras 24 horas en el espejo de Birmania…

Nuestra lancha en el lago Inle

Nuestro atardecer en el lago Inle

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: